TROVACARLIN
PA >> Visualización >> Índice >> Estructura y Jerarquía

ENTREVISTA A SILVIO RODRIGRUEZ

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

ENTREVISTA A SILVIO RODRIGRUEZ

Mensaje  Pato el Vie Jun 04 2010, 02:16

¿En qué momento decidió ser cantante y compositor Silvio Rodríguez?
Ciertamente ésa es una decisión que no he tomado todavía. Sobre todo, lo de cantante. Mario Romeu, un gran pianista y director de orquesta cubano, me sentó un día ante una cámara de televisión para que interpretara un par de canciones mías que él había orquestado. Entonces lo hice, pensando que era algo momentáneo. Pero lo de tomarlo como oficio todavía me lo estoy pensando.

He leído que usted al principio quería escuchar canciones que no habían sido escritas y ahí empezó todo.
Pensaba en canciones que dijeran lo que mi tiempo necesitaba escuchar, con esa ilusión empecé a escribir canciones y lo sigo haciendo todavía.

¿De qué tradición en concreto arrancaba, quiénes eran sus referencias?
Lo que más me llamaba la atención era la música orquestal, la llamada clásica, trabajos de ese tipo. También disponía de lo que se escuchaba por la radio, que era sobre todo la canción cubana. En mi pueblo natal se hacían bailes semanales y en ellos escuché en directo a las mejores orquestas e intérpretes de los años 50. También en los 50 apareció el rock. Todo me nutrió.

En algún lugar dijo usted también que era un recluta en un campo militar remoto y que la música fue su tabla de salvación.
Claro, yo pasé mi servicio militar en la adolescencia y me entretenía por las noches tocando la guitarra.

Usted navegó en el Playa Girón, durante cuatro meses en el Pacífico, combatió en Angola, llegó a abrazar un fusil… ¿Cómo recuerda esta parte de hombre de acción?
Yo navegué con los pescadores por solidaridad, buscando aventuras de alta mar, como en los libros que leía. Fui a Angola, con otros cubanos, cuando estaba siendo invadida por la Sudáfrica del apartheid. Recorríamos los frentes para cantarles a los combatientes angoleños y cubanos. Teníamos que ir armados porque había violencia en los territorios que recorríamos, pero no llegué a ser un combatiente propiamente dicho sino una especie de juglar en la beligerancia.

En 1997 estuve en La Habana y me quedé impresionado con algo: de repente, Omara Portuondo cantó "La Era está pariendo un corazón" y el teatro se vino abajo. La gente de Matanzas, Camagüey, Cienfuegos o Trinidad. ¿Qué tiene esa canción, qué quiso decir?
"La Era" la compuse en 1967, cuando supe que habían asesinado al Che, en Bolivia. Ese mismo día también escribí "Fusil Contra Fusil". Las dos canciones hablan del internacionalismo. Omara fue quien lanzó "La Era" hace casi 40 años, cuando yo acababa de componerla. Ella la convirtió en un suceso nacional y en la primera obra que me dio crédito como autor de canciones.

¿Tiene la sensación de que su obra abarca esencialmente cuatro cosas: la política y su compromiso con Cuba y otros países; la evocación del tiempo ido y su propia memoria, incluso la memoria familiar; y creo que también hay una dimensión mágica, fantástica, su obsesión por los ángeles?
He leído que los temas fundamentales suelen ser aún menos que cuatro. Pero lo importante es la cantidad de matices de cualquier situación de la existencia. Eso es lo que permite diferenciar una expresión de otra.

También hay en usted una vertiente un tanto surrealista, como en "Como esperando a abril".
Fui un entusiasta lector de Saint-John Perse en algún momento de mi juventud. Uno de mis pintores preferidos es René Magritte. Pero la canción "Como Esperando Abril" no creo que sea surrealista. No es más que la descripción de lo que cualquiera puede distinguir en las nubes.

Se ha comprometido usted con Iraq, con Nicaragua, con muchos países que pugnan por su libertad. De Cuba, donde es diputado, dice que es perfectible. ¿Qué quiere decir exactamente?
Eso quiere decir que considero que nuestro socialismo no es algo terminado, por eso es perfectible. Ése es el socialismo en el que yo creo: no el cristalizado e inmóvil sino el que siempre se puede mejorar.

¿Qué queda de aquel cantante, de aquel joven apasionado del inicio de su carrera?
Creo que quedo yo mismo, con más años, pero esencialmente el mismo. Al menos así lo siento yo. Lo que decididamente no me parece igual es parte de lo que me rodea. Eso lo constato muy claramente cuando hoy alguien no me aprecia por la misma razón por la que antes me apreciaba.

¿Qué recuerdos tiene del público español y de Zaragoza?
Cuando estuve por primera vez en Zaragoza, fui con la emoción de que allí había estudiado José Martí. En esa ciudad tuve jornadas de trabajo y de bohemia muy intensas, y conocí a gente admirable e inolvidable, como a José Antonio Labordeta.

¿Cómo es el futuro que sueña para su país?
Cuba vivió la democracia representativa y, según nuestra experiencia, ésta consistía en partidos aparentemente diferentes que en realidad defendían lo mismo: que los ricos vivieran bien y que los pobres allá ellos. Nuestro socialismo no es lo que hemos soñado, es lo que muchas circunstancias adversas nos han permitido realizar. Creo que los cubanos somos capaces de barrer el dolor de nuestra isla y sueño que vamos a hacer un socialismo tan bueno que mucha gente del mundo va a querer tomar una balsa para ir a vivir a Cuba. Y quién sabe si entre ésos haya hasta algunos españoles.

avatar
Pato

Mensajes : 122
Fecha de inscripción : 18/05/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.